“El Químico” Benítez impone el terror En Mazatlán

RICHARD LIZÁRRAGA

Refractario a todo aquel que lo critique y decidido aplastar a quienes le pidan que transparente la administración municipal, el alcalde, Guillermo –El Químico- Benítez Torres implementó un estado de terror en el municipio de Mazatlán para intentar gobernar como le venga en gana. 

El periodista Felipe Guerrero Bojórquez es víctima de una agresiva campaña de descrédito proveniente del Palacio Municipal mazatleco. La denuncia sobre la agresión contra el comunicador alcanzó revuelo nacional. 

Al alcalde lo molestaron las críticas de Felipe Guerrero sobre el talante autoritario que ejerció contra los regidores opositores a su gobierno y porque reveló el negocio que el presidente y “socios” planean realizar en el predio que quedará baldío una vez que sea desmantelada la planta de tratamiento de aguas residuales “El Crestón”. 

El caso del periodista no es único. En su primer trienio como alcalde, “El Químico” Benítez acosó y amenazó a quien fuera la síndica procuradora del ayuntamiento que lo acusó de violencia de género, corrupción, nepotismo, de enriquecimiento ilícito y de contar con 112 denuncias en su contra.  

En su denuncia, Elsa Isela Bojórquez Mascareño, dijo que «tenemos muchas denuncias contra la administración del alcalde Benítez Torres. Las denuncias son de todo tipo. Mal trato, acoso laboral, acoso sexual, compañeras que han sido agredidas. Hay de todo y hay muchas denuncias contra el alcalde por agresiones a representantes de los medios de comunicación». 

En respuesta, el alcalde persiguió y sigue persiguiendo a la ex síndica procuradora y operó para que grupos de morenistas incluidos en los programas del Bienestar y en el reparto de despensas la lincharan y mantuvieran sobre ella un constante hostigamiento.  

El terrorismo del alcalde no tiene límites. Por solicitarle transparencia y cuentas claras en el manejo de los recursos públicos, el alcalde Luis Guillermo Benítez Torres calificó a Observatorio Ciudadano como el “peor enemigo” de Mazatlán, ya que a juicio del alcalde -especialista en tergiversar la realidad- el organismo critica y se opone a todas las obras que emprende el Gobierno municipal. 

“Todo el ciudadano está en su derecho a inconformarse, pero en particular esta organización se dedica a ser el ‘peor enemigo’ de Mazatlán, no quisiera que hiciéramos obra, todo critica, pero no prueba, yo no creo en los organismos que sirven a algunos, queremos organismos que sirvan a la ciudad”, manifestó Benítez Torres. 

La reacción agresiva del alcalde provino porque el Observatorio Ciudadano de Mazatlán presentó, ante el Comité de Obras Públicas del Acuario Mazatlán, un recurso de oposición contra la licitación para la construcción de un pingüinario, al considerar incumplimiento en los principios de eficiencia, eficacia, economía, transparencia y honradez del presupuesto público a los que obliga el Artículo 134 de la Constitución mexicana. 

A finales de agosto de este año, Gustavo Rojo Navarro, director de Observatorio Ciudadano de Mazatlán, cuestionó también el gasto excesivo en los dos viajes que ha realizado este año el alcalde Luis Guillermo Benítez Torres, y exigió una rendición de cuentas por parte del presidente municipal, que incluya los resultados y beneficios de esas salidas. 

De acuerdo a datos proporcionados por la Secretaría de la Presidencia del Ayuntamiento de Mazatlán, vía acceso a la información, en ambos viajes se erogaron 176 mil 187 pesos, que representa el 25.7 por ciento del dinero destinado a viajes durante todo el 2020, y el 35 por ciento del gasto por viáticos de 2019, en el que se hizo 23 viajes. 

El primer viaje fue el 01 de julio con destino a la Ciudad de México para asistir a un encuentro con presidentes (as) municipales electos de Morena, en el que se compartieron experiencias de gobierno, en esa salida el alcalde gastó 47 mil 851 pesos. Y la segunda salida fue a San Luis Potosí, para asistir a la reunión de Nasco (Nort American Strategy for Competiteveness) donde se expondrían acciones y estrategias de competitividad, la cual se llevó a cabo del 21 al 23 de julio. 

Gustavo Rojo calificó de excesivo el gasto de hospedaje, transportación y alimentos, ya que tan sólo en 12 comidas que se hicieron en ambos viajes, se desembolsaron 31 mil pesos, mientras que en avión y hospedaje 66 mil 740 pesos; en el registro y pago de membresía reportó 72 mil 862 pesos y en costo por casetas 2 mil 720 y consumo de gasolina 2 mil 650 pesos. 

Gustavo Rojo dijo que el alcalde Guillermo Benítez Torres cataloga a Observatorio Ciudadano como “el peor enemigo” de Mazatlán, cuando lo único que buscan los integrantes de este organismo es evitar malos manejos de los recursos municipales. 

El director de la agrupación ciudadana dijo que en los próximos tres años están dispuestos a trabajar en coordinación o en conjunto con la administración municipal, para que empiece, primero, con la adopción de un Plan Anticorrupción que propusieron todos los candidatos durante la pasada contienda electoral. 

En torno a la agresión de la que es víctima el periodista Felipe Guerrero, la Organización de Periodistas Unidos de Sinaloa lanzó un manifiesto contra el alcalde Guillermo –El Químico- Benítez Torres. 

En el documento firmado por integrantes de esta organización que encabeza Ramiro Cázarez Medina, Mario López Berrelleza y Guillermo Juárez, se pide al Congreso Local “revisen el actuar del alcalde y sus funcionarios (…) ya que no toleraremos ni una sola actitud que violente nuestros derechos constitucionales y universales”.     

AWS